Los móviles nos están matando

Con este titular arrancan en el dirario digital mexicano "La Tarde. El Vigía del Pueblo" la noticia que más adelante os compartimos, firmada por Ángel Dominguez en la que nuevamente se alertan de los riesgos que la comunicación inalámbrica tiene para nuestra salud. En esta ocasión hacen bastante hincapié en el aumento del riesgo de padecer ciertos tipos de tumores y de la mayor vulnerabilidad de la población más joven.

Para muchos de nosotros que tratamos a diario este tipo de asuntos podría no llegar a sorprendernos pero no por eso íbamos a dejar de compartirlas. La difusión de de suma importancia para que cada vez sean mas las personas que opinen sobre esto y saquen sus propias conclusiones. Seguro que no les deja indiferentes.

A continuación, "Celulares nos están matando".

Una serie de estudios reveló que el uso de los celulares provoca y aumenta los riesgos de cáncer por las radiaciones que emite al cerebro.

La epidemiología estadounidense Devra Davis, experta en la prevención del cáncer, alertó al mundo desde el año 2000 sobre el peligro que representa para la salud mundial el uso de los móviles.

“Los niños y jóvenes son los más afectados, debido a que las ondas de telecomunicación se absorben más durante el desarrollo cerebral”, explicó la catedrática del Instituto de Cáncer de la Universidad de Pittsburg, en Estados Unidos.

“La revista IEEE Transactions on Microwave Theory and Techniques comprobó cómo en niños de 5 y 10 años la absorción es más profunda que en adultos”.

Las radiaciones electromagnéticas de los teléfonos celulares pueden ser cancerígenas para los humanos y aumentan el cáncer maligno de cerebro.

El peligro aumenta porque los usuarios tienen los celulares muy pegados al cuerpo, lo que pone en riesgo su salud y la vida.

“Cada estudio que se ha hecho, bien diseñado, con grupos de personas que han utilizado los celulares con frecuencia durante los últimos 10 años o más, y que lo han comparado con gente que no lo ha hecho, han encontrado que hay un riesgo doble o más alto de contraer cáncer cerebral maligno.

“La radiación ionizante directamente daña los nucleotipos que mantienen al ADN junto, porque rompe estos vínculos. Aunque la radiación de los celulares no hace esto de esa manera, sí causa daño porque interfiere en la resonancia de la célula y debilita las membranas, lo que perturba la regulación de las células”.

Y CAUSA TUMORES

Se ha encontrado que los hombres que usan teléfonos celulares de 2 a 4 horas al día tienen un 30 por ciento menos de espermatozoides que los que no los usan. Se ha demostrado que aumenta el cáncer de cerebro; también, un tumor en la zona del oído conocido como neuroma acústico, y además se relaciona con un raro tumor en la mejilla conocido como tumor de la parótida. En Israel, uno de cada cinco casos de esta enfermedad se presenta en personas de menos de 20 años.

AFECTA MÁS A LOS NIÑOS

El cerebro en desarrollo absorbe más radiación que el que ya está maduro, dijo el doctor Om. P. Gandhi, quien realizó una investigación.

Estudios hechos por la industria demuestran mayor absorción de la radiación electromagnética en niños de 5 años, en comparación con los de 10 o un adulto, precisa.

En 2011, la Organización Mundial de la Salud (OMS) consideró la radiación de los celulares una posible causa cancerígena en la misma categoría que el DDT, uno de los plaguicidas más usados en el mundo para el control de mosquitos.

Lo más lamentable es que el 90 por ciento de la banda ancha en el mundo lo está utilizando el 10 por ciento de la población para juegos, pornografía y videos.

PELIGROSO

Cáncer cerebral

Una de las repercusiones más graves.

Tumor en el oído

Es otra de las consecuencias.

Tumor en la mejilla

También es otro riesgo confirmado.